BONAIRE, PARAÍSO CARIBEÑO DEL BUCEO Y DEL RELAX

Ubicada en el sur del Mar Caribe, la isla de Bonaire es un maravilloso destino para vacacionar, gracias a sus deslumbrantes playas de aguas cristalinas y tono azul turquesa, así como sus parques naturales y lindos paisajes, tanto en la superficie como en el fondo del océano, por lo que se ha convertido también en un paraíso para los amantes del buceo y del snorkel.

Esta hermosa isla, vecina de las célebres Aruba y Curazao, está llena de una belleza exuberante, lo que queda evidente al visitar lugares fantásticos como el Marine Park (Parque Marino), el Klein Bonaire, el Sitio Ramsar, el Santuario de los Burros y la Granja de las Mariposas. Corales, tortugas y flamingos son preservadas en este verdadero paraíso ecológico que es la isla caribeña, la cual además cuenta con manglares y cuevas que invitan a la aventura.

Son incontables las opciones de entretenimiento en Bonaire. El kayak está entre las principales y es una excelente manera de adentrarse en los manglares de la isla. Para los adeptos del ciclismo, parques y montañas aseguran paseos fantásticos, mientras que los que prefieren andar a caballo también encuentran excelentes rutas. El rapel y la escalada en roca son las alternativas para los más valientes.

Isla de aguas cristalinas, Bonaire es también un espectacular destino para los amantes del buceo y del snorkel, con lugares como Red Slave y Lighthouse Reef. Casi medio millar de especies de peces (entre los cuales están el pez mariposa, el pez ángel y el pez aguja) comparten hábitat con manta rayas, tortugas marinas y delfines, en medio a una gran cantidad de corales y fabulosos arrecifes. No es de extrañar, por lo tanto, que este sitio sea tan apreciado por los apasionados de la fotografía submarina.

Si hablamos de fotos, hay varios puntos de Bonaire indicados para obtener las mejores panorámicas de la isla y del Mar Caribe. Gotomeer, Para Mira y Alta Mira están entre los mejores de esta isla cuyas tradiciones aportan mayor encanto al viaje. Los ritmos que combinan tambores africanos con elementos más modernos, los bailes locales como el Simadan y el Bari y los caribeños como la salsa y el merengue llenan los días y noches de magia.

Bonaire es también uno de los mejores lugares del mundo para el windsurf y el kitesurf, además de invitar a lindos paseos en barcos de vela. Asimismo, las playas de Bonaire son ideales para quienes busquen relax en la arena y sus maravillosas aguas claras. Playa Funchi y Boca Slagbaai son los sitios para los adeptos del snorkel; Playa Boka Bartol es la recomendación para los buceadores; y Playa Chiquito reúne a los practicantes del surf.

Quienes estén en busca de mayor intimidad pueden llegar a Playa Frans, mucho más tranquila y alejada; o también a la famosa Playa Sorobon, donde las ropas son opcionales, ya que se trata de un espacio nudista (aunque en las demás playas es posible practicar el topless). Playa Rosa y Playa Lechi completan los lugares recomendados para visitar en la costa, especialmente si lo que se procura es una increíble belleza natural de frente al espléndido mar del Caribe.

Fotos: playa de Bonaire, por Made Underground; windsurf en Bonaire, por queulat00; y buceo en Bonaire, por Patrick Briggs (todas en Flickr)


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Leave A Response

* Denotes Required Field