CONSEJOS PARA DAR UN DISCURSO EN UNA BODA

Muchas veces viajamos exclusivamente para asistir a la boda o matrimonio de un amigo o familiar muy cercano, sin embargo algo que puede hacer que nos preocupemos es que nos pidan dar unas palabras en la ceremonia, a continuación te damos algunos consejos prácticos para que este “honor” no se convierta en una pesadilla:

-En primer lugar debes tener en cuenta que en este tipo de eventos los discursos pre-elaborados no son muy útiles,  si bien muchas personas tienen la costumbre de mandar a redactar un discurso “en otro lugar” seria bueno que pensaras lo siguiente ¿te gustaría que las palabras de tu mejor amigo(a) en tu boda sean hechas por otra persona?

-Toma papel y lápiz (también puede ser una laptop o tablet) y comienza a escribir las ideas principales, no te centres en la ortografía o redacción (eso puedes corregirlo después) lo importante es que salgan a luz las ideas principales.

-Puedes citar el párrafo de un libro, una obra o un película como introducción (esto es muy efectivo para las personas que no les gusta leer mucho) esto ayudara a darle un toque más elaborado a tu discurso, sin embargo recuerda que lo recomendable es que lo hagas solo como introducción (en algunos casos para finalizar) pero  nunca como parte principal de tu discurso.

-Puedes mencionar algunas anécdotas, es posible que muchas personas te conozcan o sepan el vinculo que tienes con la persona que se casa pero no conocen las anécdotas o experiencias que pasaron juntos, es una buena forma de romper el hielo y darle un toque natural y hasta “gracioso” a tu discurso.

-Recuerda que si abres tu corazón y eres sincero(a) tu discurso sera mucho más efectivo (y bien visto), a veces creemos que con frases elaboradas o poco comunes nuestro discurso sera más interesante, sin embargo es importante que entiendas que esta no es una graduación o una exposición de tu trabajo (o centro de estudios) sino que es la boda de tu mejor amigo(a) o de un familiar muy cercano por lo que debes tratar de ser tu mismo, lo más efectivo es imaginarte que le dirías a los recién casados si estuvieras solo(a) con ellos.

-Luego de que elabores todo tu discurso léelo e imagina el momento de la boda, si ves que algo no encaja puedes corregirlo, una vez que termines todo el discurso recién comienza a ver el tema de ortografía y la redacción, una ves terminado puedes llevar el discurso escrito como una segunda alternativa (en el caso de que te olvides que decir), lo mejor es tratar de no leer pero hay ocasiones en que los nervios nos traicionaran ( por lo cual puedes optar como segunda opción  leer tu discurso).

Si tienes más consejos puedes compartirlos en la parte de comentarios.

Fotografía de kirapollito via Flickr.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Primark Rotterdam

Leave A Response

* Denotes Required Field