CAMPOS DO JORDÃO, LA SUIZA BRASILERA

Cuando pensamos en Brasil, es normal que se nos vengan a la mente imágenes de tierras tropicales, playas hermosas y mucho sol. Sin embargo, Campos do Jordão está dotada de un encanto todo especial, con arquitectura típica, bajas temperaturas y nieve en invierno y mucho glamour, que la convierten en la Suiza brasilera.

Ubicada a 184 km de la capital del estado, São Paulo, Campos do Jordão se encuentra a casi 1.700 msnm, en medio a las montañas de la Sierra de la Mantiqueira y a lindísimos bosques. Su arquitectura de aires europeos, los restaurantes que sirven delicias como el fondue y otros platos típicos del Viejo Continente y la nieve que cae en invierno dan a la ciudad un glamour y sofisticación realmente únicos.

La Villa Capivarí es el barrio donde las cosas pasan, ya que se trata de un punto de encuentro de todos las ‘tribus’, desde jóvenes en busca de diversión hasta parejas o familias que quieran hacer un lindo paseo o realizar compras. La arquitectura de estilo germánico y las decenas de tiendas, restaurantes y cafés son los mayores atractivos de un lugar cuya vida nocturna es fabulosa; choperías como la Baden Baden y animadas casas nocturnas componen la oferta.

Campos do Jordão también tiene muchos atractivos para los que buscan entrar en contacto con la naturaleza: mountain bike, trekking y montañismo son solo algunas de las actividades que pueden ser practicadas. Asimismo, parques como el Amantikir, con sus 17 jardines, el Centro Tarundú, con varios juegos, canchas y caballos para paseo, y el Huerto Forestal, mayor reserva de araucarias del estado y llena de lagos y cataratas, son buenas opciones.

Todavía en el campo de los atractivos naturales, se destacan el Cerro del Elefante, con una hermosa vista y una bella experiencia en el ascenso por teleférico, y la Piedra del Baúl, que tiene una exigente senda de subida, además de atraer a los amantes de deportes como el rapel y el montañismo. También valen la pena los siguientes paseos: de tranvía, por la ciudad; de cuadriciclo, por caminos de tierra en medio de cataratas; de jeep, pasando por paisajes espectaculares; y de tren, hasta la bonita Santo Antonio do Pinhal.

En el ámbito cultural, es interesante visitar el Palacio Boa Vista, de arquitectura de estilo inglés y lindo acervo artístico, y el Museo Felicia Leirner, con más de cien esculturas de bronce. Pero es en julio que se lleva a cabo el más grande evento de Campos do Jordão: el Festival de Invierno, en el cual brilla la música clásica. Paralelamente, el rock, el pop y el dance ponen todos a bailar en esta increíble ciudad paulista.

Foto: Villa Capivarí, por Ana Paula Hirama (Flickr)


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Leave A Response

* Denotes Required Field